Publicado el: 13 noviembre de 2015

EuroNCAP añade dos “dummies” a sus pruebas de seguridad

EuroNCAPEuroNCAP, entidad europea responsable de la evaluación de automóviles nuevos, ha decidido incorporar a sus pruebas de seguridad dos “dummies” con capacidad para andar por sí mismos, para así poder valorar los sistemas de detención y frenada de emergencia ante la presencia de peatones.

Esta entidad percibió la deficiencia de los maniquíes que ha utilizado hasta el momento en situaciones en las que el conductor no puede frenar, lo hace tarde o sin la necesaria contundencia. Con la inclusión de estos dos nuevos “dummies” –uno simula a un adulto y el otro, a un niño– espera lograr que sus pruebas de seguridad sean más reales y optimicen  la seguridad que aportan los nuevos sistemas de protección al peatón en los vehículos nuevos.

EuroNCAP llevará a cabo tres pruebas distintas con estos dos nuevos “dummies”. Una primera, con el modelo adulto, que cruzará delante del coche corriendo a 8 km/h; en la segunda, lo hará andando a 5 km/h; en la última, será el modelo infantil el que cruce la calzada a 5 km/h apareciendo tras una serie de coches hasta ponerse en la trayectoria del vehículo que se esté probando, que en todos los casos circulará a 40 km/h.

La entidad europea espera que, a esta velocidad máxima, todos los vehículos equipados con sistemas de frenado autónomo sean capaces de evitar los atropellos, y que entre 40 y 60 km/h logren mitigar los daños físicos causados en sus modelos de prueba. Los resultados de todos los tests no serán públicos hasta el próximo año.