Inicio / Reportajes / Automóvil / ¿Cuándo es necesario cambiar los amortiguadores del coche?
¿Cuándo es necesario cambiar los amortiguadores del coche?

¿Cuándo es necesario cambiar los amortiguadores del coche?

Los amortiguadores son uno de los elementos de seguridad más importantes en un vehículo. Como en el caso de los frenos o los neumáticos, los amortiguadores deben revisarse periódicamente para evitar que pierdan rendimiento y supongan una brecha en la seguridad del vehículo.

La amortiguación de un coche es igual de importante que el sistema de frenos o los neumáticos. Sin embargo, no todos los mecánicos se ponen de acuerdo a la hora de establecer un criterio de sustitución. Por lo tanto, ¿cuál es el momento en el que se tienen que cambiar los amortiguadores de un coche?

En este sentido, queda demostrado que los amortiguadores solo ofrecen su máxima eficacia hasta los 30.000 kilómetros. A partir de ahí, van perdiendo rendimiento poco a poco.

En circunstancias normales, conviene cambiarlos cada 60.000 km como mucho, aunque hay que reconocer que no es tarea sencilla identificar si están mal o no bajo condiciones normales de circulación. Sí se nota cuando se tiene que hacer una frenada de emergencia o esquivar algún obstáculo.

En estos casos, son determinantes, y por ese motivo es aconsejable cambiarlos al llegar a ese kilometraje aunque no se perciba falta de respuesta en una conducción normal y a pesar de que un mecánico pueda aconsejar lo contrario. Unos amortiguadores con más de  100.000 km ya no amortiguan, trabajo extra que se lleva el propio muelle de la suspensión.

También conviene tener en cuenta que siempre se deben cambiar al mismo tiempo los dos amortiguadores del mismo eje, ya que de lo contrario se vería seriamente afectada la estabilidad del vehículo.

Muchas veces, cuando se tiene un golpe de manera asimétrica, el seguro solo se hace cargo de cambiar el lado afectado del vehículo; en ese caso, se debe exigir que sustituyan también el otro amortiguador –aunque no lo cubra el seguro–, ya que esa descompensación afecta negativamente al comportamiento, aumentando el riesgo de accidente.

El mejor método para comprobar en qué estado está un amortiguador es pedir que lo comprueben en un taller especializado en suspensiones.

Te puede interesar

Hyundai i20

Coches urbanos que han cambiado el diésel por la gasolina

Cada vez son más las marcas que recurren a los motores de gasolina para sus …

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies