Inicio / Reportajes / Automóvil / Cuáles son los vehículos más rápidos de la historia
Cuáles son los vehículos más rápidos de la historia

Cuáles son los vehículos más rápidos de la historia

Para muchos, un vehículo es solo una herramienta para transportarse desde un punto A a un punto B. Sin embargo, para muchos otros es una fuente de emociones que, en casos extremos, los lleva a poner a prueba incluso leyes físicas. ¿Cuáles son, en este sentido, los coches más rápidos de la historia?

Green Monster Land Speed Record (1964)

Green Monster rápidos

Este modelo es un ejemplo casi perfecto de cómo un avión y un coche pueden compartir componentes. Estaba propulsado por un reactor General Electric J79 que había pertenecido a un caza F-104 Starfighter que su constructor compró a un comerciante de chatarra por unos 600 euros. Después de reconstruirlo, con grandes objeciones por parte de General Electric y del propio gobierno estadounidense, su nuevo dueño decidió probarlo atándolo a los árboles de su jardín, provocando más que quejas de sus vecinos.

Todas estas pruebas le sirvieron para ensamblar un coche con el que abordar el récord mundial de velocidad, y lo hizo en tres ocasiones entre los años 1964 y 1965, con velocidades de 698, 863 y 927 km/h, a pesar incluso de pinchar una rueda en la última carrera del récord.

Blue Flame (1970)

Blue Flame rápidos

Uno de los vehículos más veteranos y rápidos de la historia, fue construido en Milwaukee (EE.UU.) por la empresa Reaction Dynamics sobre la base de un propulsor que utilizaba como combustible una combinación de peróxido de hidrógeno (agua oxigenada) de alta concentración y gas natural licuado (GNL), presurizado con helio.

Su récord mundial de velocidad llegó en el salar de Bonneville, en Utah (EE.UU.) el 23 de octubre de 1970, momento en el que logró superar los 1.014 km/h.

Spirit of America (1996)

Spirit of America rápidos

A medio camino entre un coche y un avión, el Spirit of America fue uno de los primeros iconos en pasar a la historia de los récords de velocidad. Se trataba de un vehículo de casi 14 metros de largo, casi 3 de ancho y 4 toneladas de peso. Estaba fabricado con una estructura tubular de acero recubierta con paneles de aluminio, en el que se albergaba un motor General Electric J79, aunque modificado para poder utilizar gasolina sin plomo.

Su entrada en la historia se produjo en 1996 en el desierto de Black Rock, en Nevada (EE.UU.), cuando alcanzó los 1.086 km/h antes de sufrir un importante accidente.

Thrust SSC (1997)

Thrust rápidos

Es uno de los primeros modelos supersónicos que aparece en la lista de modelos más rápidos. En este caso, contaba con dos turborreactores con postquemador Rolls-Royce Spey 202, como los que se emplean en los aviones de caza F-4 Phantom II. No se trata, sin embargo, de un modelo ligero, ya que pesa cerca de 10 toneladas, a pesar de las cuales es capaz de pasar de 0 a 160 km/h en solo 4 segundos, y su potencia -110.000 CV- es igual a la de 145 coches de Fórmula 1 juntos.

Este coche también tiene su hueco en la historia al batir, en 1997, el récord mundial de velocidad. Ocurrió en el desierto de Black Rock en Nevada (EE.UU.), al alcanzar un máximo de 1.228 km/h. Esta fue la primera vez en la historia en la que un vehículo terrestre dirigido fue capaz de superar la velocidad del sonido.

Bloodhound SSC 2008

Bloodhound SSC rápidos

Se trata de un modelo supersónico en desarrollo, y uno de los más rápidos, que, según sus diseñadores, era capaz de alcanzar una velocidad de 1.609 km/h (1.000 mph) en apenas 42 segundos de aceleración, lo que supuso todo un récord mundial de velocidad en su momento. Su nombre, Bloodhound, viene en honor del misil de defensa aérea Bristol Bloodhound 2, que utilizó el ejército británico entre los años 1960 y 1991.

A nivel técnico, este modelo utilizaba tres motores: un cohete híbrido, un jet Eurojet EJ2000 fabricado por Rolls-Royce y que también equipaban los cazas Eurofighter Typhoon, y un V8 de gasolina firmado por Jaguar. En total, los tres propulsores eran capaces de ofrecer una potencia de más de 135.000 CV.

Te puede interesar

Cómo funciona el sistema de control de presión de neumáticos

Cómo funciona el sistema de control de presión de neumáticos

Los neumáticos son uno de los elementos del vehículo más importantes en lo que a …

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies