Inicio / Noticias / SEAT invierte 30 millones de euros en un nuevo centro de test
SEAT invierte 30 millones de euros en un nuevo centro de test

SEAT invierte 30 millones de euros en un nuevo centro de test

La marca española SEAT ha invertido, a lo largo de los últimos años, más de 30 millones de euros en la creación del centro de test de motores más avanzado del sur de Europa.

El nuevo centro, ubicado en el Centro Técnico de la marca en Martorell, cuenta con nueve bancos multienergía, que permiten realizar distintos tipos de pruebas con motores de combustión interna, eléctricos, híbridos y GNC, con el objetivo de garantizar que se cumplan todos los requisitos de calidad, emisiones, CO2, prestaciones y durabilidad comprometidas durante todo su ciclo de vida.

La inversión para la creación de este centro de test se ha llevado a cabo a lo largo de los últimos cinco años, y ha dado lugar a unas instalaciones en las que es posible llevar a cabo 14.300 pruebas de motores cada año, desde un estado temprano de desarrollo hasta las pruebas necesarias para su posterior homologación.

El nuevo centro posee una cámara climática, capaz de simular unas condiciones de conducción extremas, entre -40 y +65 grados, y hasta 5.000 metros de altura. Además, tiene una torre automatizada con capacidad para 27 vehículos, que los mantiene a una temperatura estable de 23 grados para garantizar que se encuentran en un estado óptimo para hacerles las pruebas.

Según Werner Tietz, vicepresidente de I+D de SEAT, “este proyecto consolida la posición de nuestra marca como una de las instalaciones para desarrollo de vehículos más avanzadas de Europa. Las nuevas instalaciones de motores, y la gran capacidad técnica de los equipos, permiten poner a prueba los nuevos motores y calibrarlos durante su fase de desarrollo para garantizar unas prestaciones óptimas, tanto para SEAT y CUPRA como para las diferentes marcas del Grupo, con un foco especial en los motores híbridos y eléctricos”.

El Centro de Desarrollo de Motores cuenta con un laboratorio de emisiones que lleva a cabo 80 tipos de pruebas diferentes a cada vehículo, como fase previa a su validación y en función de los requisitos de homologación que establecen las distintas normativas mundiales. También se ha equipado con dispositivos PEMS, el sistema de medida de emisiones portátil capaz de monitorizar datos en marcha del vehículo, y que se utiliza para hacer las pruebas de conducción real RDE, que actualmente son necesarias para analizar el consumo y emisiones de los coches bajo situaciones reales de conducción, como parte de los procesos de homologaciones.

El nuevo centro de motores posee también tres bancos de test para realizar pruebas de durabilidad, en el que tanto prototipos como vehículos de producción llevan a cabo hasta 200.000 km sobre rodillos, sin pausas, mientras se analizan las prestaciones del motor en todo momento. SEAT cuenta con un sistema que recupera la energía que producen estos rodillos y los devuelve en forma de electricidad para su posterior consumo.

Te puede interesar

vehiculos movilidad reducida

¿Qué ventajas tiene el renting de vehículos adaptados para personas con movilidad reducida?

El renting de este tipo de vehículos facilita el camino hacia una movilidad más autónoma …