Inicio / Coches / Range Rover Velar: Elegancia y tecnología de la mano

Range Rover Velar: Elegancia y tecnología de la mano

S. HERNÁNDEZ

El segmento de los SUV se encuentra, en la actualidad, en plena ebullición. Pero, lejos de caer en el conformismo, Land Rover ha decidido repensar las bases en las que se asienta este tipo de vehículos para crear un modelo que, por un lado, cumpla con todo lo que se espera de un vehículo de lujo, pero que al mismo tiempo pueda cumplir con sobrada eficiencia al salir de la carretera. El resultado es el Velar, que se encuentra a medio camino entre el Range Rover Sport y el popular Evoque, y cuyo nombre se debe a los prototipos del primer Range Rover, elaborados hace casi 50 años.

Exteriormente, este nuevo modelo recibe las líneas de diseño que ya están presentes en el resto de modelos de la gama. Así, destaca por unas formas que reflejan robustez y elegancia. En su frontal llama la atención la presencia de una gran parrilla, a lo que hay que añadir una óptica de formas afiladas con faros Matrix LED. Además, su paragolpes delantero también destaca por su gran tamaño, lo que contribuye a aumentar la sensación de aplomo.

De perfil, el Velar respira dinamismo, gracias, especialmente, a su corto voladizo delantero y a su ligera caída en la línea del techo hasta la parte posterior. Además, su voladizo trasero, alargado y ascendente, y sus grandes llantas de aleación de 22 pulgadas reafirman la solidez del modelo.

Interior para los más exigentes

Si el diseño exterior llama la atención por méritos propios, el interior no lo hace menos, especialmente por su clara vocación de lujo y calidad. Desde sus materiales, sostenibles, que han sido elegidos y tratados con el máximo cuidado, hasta los remates y acabados, todo parece dirigido a satisfacer a los usuarios más exigentes.

Es reseñable, por su identidad,, su salpicadero, de orientación horizontal, y dividido en dos partes completamente reconocibles por las salidas de aire. En este salpicadero llama la atención la consola central, con dos grandes pantallas táctiles de alta resolución y diez pulgadas cada una. Ambas forman parte del sistema de infoentretenimiento Touch Pro Duo y están fabricadas en cristal fino, que proporcionan una imagen gráfica de altísima calidad. Gracias a su interfaz altamente intuitivo, prácticamente todas las funciones se pueden llevar a cabo desde ellas, aunque Land Rover ha recurrido a tres mandos rotatorios más uno algo más pequeño para el volumen.

Sus asientos son otra de las grandes apuestas de la marca británica. Las tapicerías textiles que se ofrecen como alternativa al cuero están fabricadas con botellas de plástico recicladas y facilitan su uso intensivo gracias a la facilidad de su limpieza.

Respecto a su capacidad de carga, de nuevo llama la atención la apuesta por la comodidad y la vocación de vehículo con el que recorrer muchos kilómetros. Su maletero ofrece una capacidad de 673 litros, que aumenta hasta los 1.731 al abatir los respaldos posteriores, partidos en proporción 40:20:40.

El apartado mecánico no se queda atrás. El Velar cuenta con amortiguadores adaptativos en todas las versiones, capaces de autoregular su dureza en función del uso. Gracias a esta suspensión neumática, la altura de la carrocería se reduce en diez milímetros al superar los 105 km/h para mejorar la aerodinámica, y en 40 milímetros al apagar el motor.

El nuevo Range Rover Velar se encuentra a medio camino entre el Range Rover Sport y el evoque

La oferta mecánica se compone de tres alternativas diésel y otras tantas de gasolina, asociados a la caja de ocho velocidades ya utilizada en otros modelos del grupo. Así, existen dos variantes diésel de cuatro cilindros y dos litros, con potencias entre 180 y 240 CV, y un V6 3.0 con 300 CV. También hay dos opciones de gasolina con potencias entre 250 y 300 CV, y un 3.0 V6 con 380 CV.

FICHA TÉCNICA

  • Versión recomendada 2.0 D180 4WD Auto
  • CO2 142 g/km
  • Par máximo 430 Nm
  • 0-100 km/h 8,9 seg
  • Vel. máxima 193 km/h
  • Peso 1.829 kg

Te puede interesar

Jaguar I-Pace

Así es el I-Pace, el primer vehículo eléctrico de Jaguar

La firma británica Jaguar ha dado un paso adelante para intentar ocupar una posición predominante en el segmento de los SUV eléctricos, y lo hace con un I-Pace que destaca por su batería de 90 kWh, por un diseño que mantiene las líneas ya habituales en la marca inglesa, y por una potencia de 400 CV.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies