Inicio / Noticias / Ecologia / ¿Qué le ocurre a tu coche si no rellenas el depósito de AdBlue?
deposito adblue

¿Qué le ocurre a tu coche si no rellenas el depósito de AdBlue?

 Desde el año 1988, las medidas para reducir las emisiones de gases hacia la atmósfera son cada vez más exigentes. Con la normativa Euro 6 que entró en vigor en 2014 en Europa, los vehículos de motores diésel han tenido que adaptarse para reducir considerablemente sus emisiones de óxido de nitrógeno y para ello es imprescindible el AdBlue.

Durante la combustión de estos vehículos se generan dos tipos de elementos nocivos, los benzopirenos, y los óxidos de nitrógeno. Los primeros son unas partículas sólidas, que al emitirse y respirarlas se alojan en las vías siendo muy nocivas para la salud. Al ser su forma sólida necesita un filtro anti partículas, que en estos vehículos se encuentra en la línea del tubo de escape. Para los segundos, se utiliza un líquido que reaccione con los óxidos de nitrógeno transformándolos en gases inofensivos. Este líquido es el AdBlue.

Pero, ¿qué es exactamente el AdBlue?

El Adblue, o DEF (Diesel Emissions Fluid), es una disolución de urea al 32,5%, incoloro, fácil de manipular, y no es tóxico. Como hemos comentado antes, es el encargado de reducir las emisiones a la atmósfera de los óxidos de nitrógeno.

¿Cómo darme cuenta si mi vehículo está quedándose sin AdBlue?

Los vehículos que poseen  el sistema Adblue, que a día de hoy son casi todos, notificarán a través de un piloto en el panel de control cuando la autonomía descienda a los 2.000 km cada vez que arranquemos. Cuando ésta baje a los 1.000 km, el aviso se mantendrá de forma permanente siempre que el motor esté en marcha.

En el caso de que nos quedemos sin líquido y apaguemos el motor, necesitaremos que una grúa nos remolque a algún lugar donde podamos suministrar AdBlue al vehículo. Podemos hacerlo nosotros mismos levantando el tapón que se encuentra de manera contigua al del depósito de gasolina. En el caso extremo de que nos quedemos sin líquido, es probable que el coche no arranque después, puesto que los vehículos fabricados cumpliendo la normativa Euro 6, están diseñados para no hacerlo. En este caso deberás llamar a una grúa y que remolque el vehículo a algún lugar donde puedas rellenar el depósito, y además, será necesario resetear el sistema del vehículo. 

Te puede interesar

El Tesla Model 3 lidera las ventas de septiembre en Europa

Ya tenemos los resultados del informe de ventas JATO. Por primera vez en la historia, …