Inicio / Mundo Renting / ALD / El renting acelera la economía circular como palanca para la movilidad del futuro
renting-economía-circular

El renting acelera la economía circular como palanca para la movilidad del futuro

En este artículo de opinión, Sonsoles Martín-Garea, directora de Marketing Relacional, Comunicación y RSC de ALD Automotive, analiza la apuesta del sector por la sostenibilidad y la forma en la que el propio ADN del renting representa un compromiso hacia la protección del medio ambiente.

Las medidas puestas en marcha por el sector del renting lo posicionan como líder de la transformación digital en la movilidad eficiente y respetuosa con el medio ambiente. Alineada con las directrices de la Unión Europea, esta industria ha consolidado su implicación en la reducción de emisiones de CO2 y la electrificación de las flotas de vehículos.

Tanto es así que las empresas de renting se han percatado de la importancia de aumentar su flota de vehículos propulsados por energías limpias. Los datos manejados por la Asociación Española de Renting de Vehículos (AER) así lo ponen de manifiesto al revelar que el mercado emite ya tres gramos de CO2 menos que el resto del parque de automóviles.

El propio ADN del renting integra un compromiso con la concienciación ambiental, dado que transforma el concepto de propiedad en una nueva modalidad de movilidad como servicio: el pago por uso. A ello habría que añadir otros componentes incluidos en la razón de ser del renting, tales como la flexibilidad y la usabilidad de los vehículos, que cada día están calando más en los conductores y en un mercado que demanda al alza estos servicios. Otro aspecto resaltable en este contexto es que el renting no compromete a los usuarios a largo plazo, y proporciona una amplia gama de vehículos eficientes propulsados por energías alternativas, ejemplo de la transición hacia una flota electrificada de menos emisiones.

Estos elementos entroncan con los valores de la nueva economía circular en la automoción, alineada con los Objetivos del Desarrollo Sostenible en aras de fomentar el ciclo productivo de los servicios de movilidad. Y no se trata solo de atender a una mera cuestión práctica que conduzca a buscar mejoras en la sostenibilidad del planeta. También hay que dar ejemplo. La ética empresarial y la apuesta por una cultura corporativa en consonancia con el cambio climático está llevando a las empresas a predicar con el traslado de sus empleados mediante una flota eficiente, a calcular la reducción de la huella de carbono y a propiciar un consumo responsable desde los centros de trabajo.

El contexto de la economía circular debe sumar las voluntades de las empresas y las administraciones públicas, y otras organizaciones relevantes, para encauzar al sector a los nuevos ciclos de vida de los servicios de movilidad. En esta senda deben incluirse también la innovación y las nuevas tecnologías al volante que ya están planteando propuestas de vanguardia en la electromovilidad y que contribuyen al avance de la transición hacia la descarbonización.

Hemos arrancado la ruta. La economía circular en el sector de la movilidad va a ser la palanca que impulse a la movilidad del futuro y ayudará, al mismo tiempo, a la recuperación del mercado. El renting, en este escenario, no es una fórmula fugaz, sino un sector estratégico en el ecosistema de la movilidad.

Te puede interesar

solución-para-la-movilidad

El renting, la solución para la movilidad del siglo XXI

En esta tribuna de opinión, publicada por la revista Influencers, Antonio Cruz, subdirector general de …