Publicado el: 3 agosto de 2017

¿Sabías qué? ¿Por qué Alfa Romeo coloca un trébol de cuatro hojas en sus coches?

alfa_intA lo largo de la historia se han acumulado muchas curiosidades de todo tipo alrededor del automóvil y de la competición a cuatro ruedas, pero pocas tan llamativas como la de Alfa Romeo y el “Quadrifoglio” que adorna las versiones de gama más alta de sus automóviles. ¿De dónde viene este logotipo?

En la década de los años 20, Alfa Romeo era una de las marcas con mayor reputación en lo que a competición se refería. Y gran parte de este éxito se debía al piloto Ugo Sivocci, que, a pesar de sus grandes actuaciones, consideraba que le perseguía la mala suerte, ya que hasta entonces sólo era capaz de alcanzar la segunda posición en todas las competiciones a las que presentaba.

Para prevenir este mal fario, Sivocci propuso a su equipo pintar un trébol de cuatro hojas dentro de un cuadrado blanco en el frontal del coche, algo que le valió, ya en la siguiente carrera, el éxito inmediato, ya que consiguió la victoria en la Targa Folio de 1923. Desde ese momento, la marca italiana comenzó a considerar como absolutamente imprescindible que todos sus vehículos de competición contasen con este símbolo como forma de atraer la fortuna.

Solo unos meses después, Sivocci se encontraba probando su Alfa Romeo P1 en el circuito de Monza, cuando perdió el control de su automóvil en una curva, sufriendo un accidente en el que perdió la vida. Curiosamente, en esa unidad de prueba no llevaba el trébol de cuatro hojas que le había dado tanta suerte desde su colocación en su coche.

Debido al fallecimiento de Sivocci, Alfa Romeo decidió remplazar el cuadrado por un triángulo, ya que la ausencia de una de las esquinas representaba la pérdida de uno de los pilares del equipo. Desde entonces, este triángulo con un trébol de cuatro hojas acompaña a los vehículos de mayor cilindrada del fabricante italiano.