Publicado el: 2 junio de 2015

Opel lanza el nuevo Astra, más ligero y tecnológico

astra_intOpel ha hecho oficial la información sobre la quinta generación de su compacto, el Astra. Frente a la actual generación, presenta un tamaño más reducido, un peso hasta 200 kilogramos inferior y una gama de motores de gasolina completamente renovada.

El Astra es uno de los modelos con más éxito de Opel en todo el mundo, junto con el Corsa. La primera generación –Astra F– se lanzó en 1991 y, hasta ahora, conocíamos otras tres entregas, que han seguido el orden alfabético para su denominación interna. El que se presenta ahora es, por tanto, el Astra K, y tiene la particularidad de ser más pequeño que su antecesor, tanto en longitud –4,37 metros– como en altura –1,46–; además, la distancia entre ejes se ha reducido en dos centímetros. En cambio, la marca asegura que el habitáculo es más amplio, ya que ofrece 35 milímetros más de espacio para las piernas de los ocupantes traseros.

Otro de los aspectos en los que más ha mejorado el Astra 2016 es en lo referente al peso. La reducción oscila entre los 120 y los 200 kilogramos y se centra principalmente en la carrocería, que pasa de 357 a 286 kg. Otros 50 kg se ahorran en el chasis, que emplea aceros de alta resistencia, en vez de recurrir al aluminio.

Mientras, la gama de motores incorpora importantes novedades entre los de gasolina. La oferta se abre con el 1.0 ECOTEC tricilíndrico dotado de turboalimentación, con 105 CV. Le sigue un nuevo 1.4 ECOTEC Turbo de cuatro cilindros, con 145 CV de potencia máxima y un par motor de 250 Nm entre 1.800 y 4.000 rpm. Gracias a un bloque realizado en aluminio, ahorra 10 kilos de peso frente al anterior bloque de idéntica cilindrada. Mientras, la gama diésel se basa en el propulsor 1.6 CDTI con diferentes niveles de potencia, a partir de 95 CV.

En lo referente al equipamiento, encontramos dos grandes novedades. Por una parte, está el sistema de iluminación adaptativa IntelliLux LED, con diodos de funcionamiento independiente que permiten reducir el haz de luz para que no moleste a otros conductores, y aumentarlo en las zonas libres de riesgo de deslumbramiento. De esta forma, se aumenta la seguridad, ya que el conductor puede percatarse de la presencia de obstáculos mucho antes que con unos faros halógenos o de xenón.

La segunda gran novedad es la cuarta generación del sistema multimedia IntelliLink. Ahora es compatible con Apple CarPlay y Android Auto, que permiten mostrar en la pantalla central un duplicado de las aplicaciones instaladas en el teléfono y manejarlas con total normalidad. Las posibilidades de conectividad también son mucho mayores, gracias a la incorporación del sistema On Star, con el que es posible crear una red inalámbrica en el propio habitáculo.

El equipamiento tecnológico se complementa con el sistema de lectura de señales de tráfico, otro de aviso por cambio involuntario de carril, una función de alerta por posible colisión y frenada autónoma y un control de velocidad crucero adaptativo, entre otros. Mientras el confort se ve beneficiado por la posibilidad de equipar unos asientos delanteros ventilados, una opción poco frecuente en esta categoría.

Se trata por tanto de un vehículo muy completo y a un precio competitivo. Además, el nuevo modelo de Opel ya ha irrumpido en el  sector del renting, donde dicha marca tiene un elevado carácter flotista.