Publicado el: 11 mayo de 2017

Mercedes, Google y Amazon, unidos por la hiperconectividad

Mercedes_Amazon_intGoogle Home y Alexa de Amazon, los asistentes para el hogar de dos de los gigantes de Internet, se unen ahora a Mercedes para extrapolar este concepto al mundo del automóvil.

Vivimos en una época en la que la conectividad es algo imprescindible en el día a día del usuario y en cualquier momento. Esta necesidad de estar conectados permanentemente ha llegado ya a la industria del automóvil y las marcas ofrecen cada vez más y mejores servicios para satisfacer las demandas de sus clientes. En este contexto, Mercedes ha dado un paso adelante muy importante gracias a una alianza con Google Home y Alexa Amazon, los dos asistentes del hogar de los gigantes de Internet.

Google Home y Alexa son dos asistentes personales integrados en altavoces inteligentes a través de los que el usuario puede desde hacer una simple pregunta hasta encargar tareas más complejas como poner la lavadora o el aire acondicionado, encender las luces, abrir el garaje… En definitiva, diversas acciones para el hogar y también personales a las que ahora se suman otras funcionalidades que ayudarán en el control y manejo de los vehículos privados.

De esta forma, los conductores de modelos Mercedes 2016 y 2017, sólo en Estados Unidos por el momento, podrán aprovechar todas las funcionalidades de estos asistentes para disfrutar de sus vehículos de una manera más personalizada. Mercedes-Benz es uno de los primeros fabricantes de automóviles que integra las funcionalidades de estos asistentes de hogar en sus coches. No obstante, además de Google Home y Alexa, los propietarios de Mercedes deberán activar una cuenta personal en la plataforma ‘Mercedes me’ para después descargar la app de Google Home o Alexa en sus teléfonos y poder conectarla/vincularla a sus vehículos.

Google Home y Alexa tendrán funcionalidades distintas, por lo que los conductores de Mercedes deberán elegir entre uno u otro asistente. Los usuarios de Google Home podrán, por ejemplo, arrancar el motor o bloquear las puertas a distancia. Por su parte, los que elijan Alexa podrán, por ejemplo, enviar una dirección al coche para almacenarla en el sistema de navegación, entre otras muchas peticiones.

Mercedes-Benz trata de crear un ecosistema inteligente alrededor de los coches de forma que la vida cotidiana de los usuarios sea más práctica”, afirma Nils Schanz, jefe de Internet de las Cosas y Wearable Integration del centro de investigación y desarrollo de Mercedes-Benz en Estados Unidos, en el comunicado oficial de Mercedes.